Pintxo y gin tonic

94 415 42 21
Pintxo y gin tonic

Leyendo a un bilbaíno de pro, al 'comidista' Mikel López Iturriaga, en los bares de pintxos de Bilbao llegamos a la conclusión de que los pintxos no solo maridan bien con un Rioja, un zurito o un txakoli; también pueden hacerlo con un gin tonic, al menos un sábado o un domingo al mes.

Por supuesto, haciéndolo con conocimiento y moderación, porque no es cosa de coger una importante melopea en uno de los bares de pintxos de Bilbao.

Lo que recomienda Iturriaga es tomarlo como aperitivo, antes de ir a casa a comer. Si lo haces en Madrid, tal vez esté bien acompañarlo con unas patatas bravas, pero en Bilbao, lo propio es acompañarlo con uno o dos pintxos para no perder el oremus.

Y no lo perderemos si le damos al gin tonic con moderación y cabeza. Estamos hablando de la hora del aperitivo, de antes de ir a comer; por lo tanto, lo que no puedes hacer es tomarte tres o cuatro seguidos, acabarías muy perjudicado.

Sin embargo, la ginebra con tónica te sentará muy bien si  te pides el 'gin' cortito; en vez de un ginc tonic, la mitad. Harás algo diferente de lo habitual, porque quizá ya estés cansado de tanto vino o tanto zurito.Y además, llegarás a casa con apetito, porque no hay que olvidar que estamos hablando de una bebida que, tomada con moderación, resulta muy digestiva.

Luego está el valor añadido del efecto Bilbao, que hace que el 'gin' y los pintxos te sepan más ricos porque ¿puede haber algo más excitante que regalarse a sí mismo el paladar y también la vista con un paisaje tan bilbaíno como Abando, la Gran Vía, Hurtado de Amézaga, el puente del Arenal, o el Casco Viejo?

Bilbao es un pack del que gusta todo. Por ejemplo, la calle Diputación, donde te esperamos en El Globo.